Comisiones Obreras - FSC Málaga

Comisiones Obreras - FSC Málaga
ACTUAR ES ESENCIAL

jueves 2 de julio de 2020

CCOO de Málaga exige a Renfe que ponga en circulación todos los trenes que estaban en funcionamiento antes del COVID-19

Una vez finalizado el estado de alarma el pasado 21 de junio, lo que anula la restricción de la movilidad entre provincias, para CCOO no tiene sentido que no se facilite a la ciudadanía malagueña todos los trenes de Media Distancia ni los trenes de Cercanías que estaban en funcionamiento antes del COVID-19. Ambos transportes públicos son necesarios para que las personas puedan acudir a sus puestos de trabajo, a citas médicas o cualquier otro tipo de gestiones de la vida diaria.

Desde el 22 de junio hemos entrado en la "nueva normalidad" pero el transporte ferroviario en la provincia de Málaga sigue medio confinado. Así lo ha asegurado esta mañana la Federación de Servicios a la Ciudadanía (FSC) de CCOO de Málaga, al denunciar que en la línea de Cercanías Málaga-Álora circulan 8 trenes diarios menos, en ida y vuelta, que antes de decretarse el estado de alarma.

El Sindicato también ha criticado que en los servicios de Media Distancia convencional, en lugar de circular los 10 trenes diarios, sólo circulan 4. En Media Distancia alta velocidad (AVANT) circulan 6 de los 12 trenes que lo hacían antes del 14 de marzo.

Todos los trenes que han dejado de circular son considerados Obligaciones de Servicio Público (OSP). Dicha consideración conlleva el cumplimiento de una norma europea destinada a garantizar los servicios de interés general en unas condiciones de frecuencia, calidad y precio que el simple juego de mercado no hubiera permitido prestar. Ante ello, CCOO considera que se está privando a la ciudadanía malagueña de unos servicios de gran contenido social y garantes del derecho a la movilidad.

A los incumplimientos referidos, hay que añadir la continuidad de la supresión del tren directo Málaga-Ronda, ida y vuelta, desde octubre de 2018, denunciada por esta organización sindical el pasado mes de marzo, y que tuvo su origen en el corte de vía entre Bobadilla y Campillos, que produjeron las inundaciones de ese mismo mes y que fue reparado en abril de 2019. Todo ello además tiene como consecuencias que al haber menos trenes se hace más difícil guardar la distancia de seguridad de dos metros entre las personas.

Otra cuestión de vital importancia para cumplir los objetivos propios de las OSP y promover su aprovechamiento, es evitar el transbordo por carretera entre Pedrera y Osuna de los trenes de media distancia convencional. Tras una disputa política entre la Junta de Andalucía y ADIF, que ha paralizado la reanudación del tráfico ferroviario en ese trayecto interrumpido desde octubre de 2018, a día de hoy, el transbordo sigue siendo necesario.

Si a todo esto añadimos que la oferta en los servicios de AVE y Larga Distancia siguen en niveles del 30%, aunque ya cuentan con una alta ocupación de viajeros, parece que la estrategia emprendida por Renfe es errónea al no poner en valor el modelo de transporte más seguro, viable y sostenible que es el transporte ferroviario.

CCOO de Málaga exige a Renfe que ponga en circulación todos los trenes que estaban en funcionamiento antes del COVID-19

jueves 2 de julio de 2020

Áreas temáticas relacionadas

Sectores - Ferroviario