Comisiones Obreras - FSC Melilla

Comisiones Obreras - FSC Melilla
vamos a recuperar lo arrebatado

jueves 1 de marzo de 2012

CCOO reivindica el derecho de las mujeres a la igualdad de oportunidades y la no discriminación por razón de sexo

La secretaria confederal de la Mujer de CCOO, Carmen Bravo denuncia la discriminación salarial que sufren las mujeres, plantea la negociación de planes de igualdad medidas correctoras para que la igualdad salarial por trabajos de igual valor sea una realidad, y exige propuestas del Gobierno dirigidas a corregirla y superar los obstáculos que se encuentran, tanto en las condiciones laborales de las trabajadoras (jornada, salario, contrato, categoría profesional) como en los sectores que ocupan (de menor reconocimiento social y, por tanto, económico).

mujeres de ccoo

mujeres de ccoo

                La secretaría confederal de la Mujer de CCOO  reivindica el derecho de las mujeres a la igualdad de oportunidades y no discriminación por razón de sexo-género, y lo hará en medio de una grave crisis económica y de empleo, apostando a su vez porque otra salida a la crisis es posible que mantenga las políticas sociales y el reforzamiento de la democracia.

                Durante estos años la situación de las mujeres en el empleo sigue empeorando, porque el paro no cesa de crecer y el número de mujeres que no encuentran empleo es superior al de los hombres; Cobran menos salario por trabajos de igual valor, soportan más temporalidad y el tiempo parcial se ceba en ellas. A lo que se añade que son quienes atienden mayoritariamente al trabajo de cuidados y responsabilidades familiares. Para CCOO esta situación de menos empleo, menos jornada, más trabajo de cuidados sin retribución y menos salario las convierte en las destinatarias de menor protección social durante su vida laboral y, por supuesto, en las receptoras de cuantías inferiores a la de los hombres por pensión de jubilación.

                  Además la política económica de contención del gasto está recortando importantes contenidos básicos del Estado de bienestar, con negativos efectos en el empleo y en el mantenimiento de servicios sociales a la ciudadanía, tan importantes para la incorporación de las mujeres al empleo y su permanencia en el mismo, abriéndose así una amenaza real al avance de la igualdad.                  Considera CCOO que esta senda de recorte y destrucción de los servicios públicos y sociales está siendo ensanchada por el actual Gobierno del PP que amenaza con convertirla en la gran avenida por donde transcurrirán sus apuestas políticas y económicas conservadoras y afines a los principios ideológicos patriarcales: freno a la financiación de atención a la dependencia (con lo que los trabajos de cuidados recaen mayoritariamente en las mujeres y dificulta su incorporación al empleo y a la vida pública); desprecio hacia los servicios para las mujeres y las instituciones de igualdad (provocando su desaparición al no garantizar su financiación) y la anunciada modificación legal de la ley de aborto, por el ministro de Justicia, con el objeto de anular los plazos para la interrupción voluntaria del embarazo, presentes en la mayoría de los países de la Unión Europea y retornar a los supuestos del Código Penal vigentes en nuestro país hasta 2010, eliminando así el derecho de las mujeres a decidir responsablemente sobre su maternidad.

                 Para CCOO  el Gobierno también hace gala de ostentación pública contraria al fomento del empoderamiento femenino al no garantizar la paridad de género en los órganos de poder, con el argumento político de que han de ser los méritos de las mujeres los que posibiliten su ascenso en la toma de decisiones. Con esta actitud, lo que se demuestra  es el fomento de los roles sexistas contrarios a la igualdad efectiva de mujeres y hombres que nos aleja de otros países de nuestro entorno, que sí han adoptado la igualdad de género como prioridad democrática.                   Según CCOO todo esto ha sido superado por la reforma laboral aprobada por el Gobierno, una reforma que abarata y facilita el despido; refuerza el poder empresarial (ya que tendrá la posibilidad de modificar unilateralmente la jornada, los horarios y los salarios); desprotege de derechos a trabajadoras y trabajadores, condena a las personas jóvenes al desempleo y la infracontratación y penaliza a la población desempleada. Todo ello redundará en detrimento de las condiciones de vida de quienes se encuentran en situación de vulnerabilidad, que en un gran número siguen siendo mujeres.

              La firma del II Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva 2012, 2013 y 2014 (por parte de UGT, CCOO, CEOE y CEPYME) ha de ser la contrapartida a la negociación individual que plantea la reforma laboral. En él se contempla el impulso dentro de la flexibilidad laboral la mejora de la compatibilidad de tiempo de vida y tiempo de trabajo, mediante la negociación colectiva y medidas contra la discriminación salarial por razón de sexo. Por lo tanto, CCOO defenderá en la mesa de diálogo social - que ha solicitado al Gobierno que abra- medidas que fomenten la empleabilidad en igualdad de trato y de oportunidades de mujeres y hombres y se opondrá a la designación tipos de empleo para las personas que estén dispuestas a conciliar, porque la igualdad es un deber y no una opción, además de una obligación constitucional. Por último insiste en que la igualdad ha de estar presente en la economía y en la política porque es una cuestión de democracia plena. De ahí la  importancia de reclamar igualdad, igualdad e igualdad.

CCOO reivindica el derecho de las mujeres a la igualdad de oportunidades y la no discriminación por razón de sexo

jueves 1 de marzo de 2012

  • Zona de afiliados
  • Afiliate a CCOO
Webs territoriales
  • servicios ccoo
  • Videos
  • Fotos
  • Asesoria Juridica
  • Melilla Hoy
  • El Faro
  • Diario Sur
  • BOME
  • El Diario Digital de Melilla
  • FOREM
  • Atlantis Seguros
    • El vigia TV
    • Diario Digital Norte de Africa
  • Observatorio Negociación Colectiva
  • Cursos FSC
  • Tribuna